17/11/09

->

Es un laberinto tan pero tan fácil que sólo tiene salidas.

7 comentarios:

la stessa ma altra dijo...

cuando leo esto se me hace que uno cae al laberinto lanzado por quién sabe qué circunstancias desde el cielo, y que ahora se encuentra patas para arriba cual cascarudo sorprendido y desatento...

Luisa Axpe dijo...

No es verdad. Estoy adentro y todavía no encontré ninguna. ¡Socorro!

la stessa ma altra dijo...

y cómo entraste ahí??? pregunta que no me deja dormir...(posible respuesta: caminando hacia atrás, pero es poco elegante...)(segunda respuesta: jamás entraste, porque es un laberinto imposible) (tercera respuesta: qué ganas que tengo de complicarme la vida...)

Luisa Axpe dijo...

No entré: lo construyeron a mi alrededor mientras estaba distraída.

la stessa ma altra dijo...

Luisa: chapeau...

Víctor Mosqueda Allegri dijo...

Como toda cosa sencilla, lo más complicado está en su concepción. Un laberinto únicamente con salidas es fácil sólo para el que no lo concibe como un laberinto. Una vez nos damos cuenta de él, surge la idea primigenia "Esto debe ser una trampa", y la pregunta "Por cuál salgo", y la resolución cobarde "Mejor me quedo adentro". Y con mucha más efectividad que un laberinto complejo, consigue el cometido que todo laberinto debe tener: que no salgas de él jamás, o que salgas cuando ya es tan tarde que es preferible regresar y terminar de hacer tu vida adentro.

PD: Estoy de acuerdo con Luisa Axpe. Seguro lo construyeron a su alrededor mientras dormía, como sucede con los laberintos de nuestra mente, que de todos, son los más tiránicos y destructores.

mag53 dijo...

Un laberinto con salidas es para un expectador miope. Visto desde arriba y al descuido las bifurcaciones pueden ofrecer mucho.
Tu corto da que pensar. Me gusta